Permalink
Browse files

corrigiendo

  • Loading branch information...
fauno committed Dec 16, 2016
1 parent c11765d commit af367111143aa5f5dffdfc9457916d724527a556
Showing with 77 additions and 166 deletions.
  1. +77 −166 2016-12-10-el_buscamemes.markdown
@@ -16,7 +16,7 @@ El buscamemes
> Pares](http://endefensadelsl.org/ppl_deed_es.html) con permiso del
> autor.
Mientras las mentes más brillantes de Silicon Valley
Mientras las mentes más brillantes de _Silicon Valley_
"desbaratan"[^disrupt] cualquier industria demasiado débil para
pararlas, algo raro está ocurriendo con nuestro lenguaje. Las viejas,
confiables palabras ya no significan lo que otrora; a menudo no
@@ -91,32 +91,6 @@ su actividad pública-- a través de un [fondo de
riesgo](http://oatv.com/) que, como todas las cosas O'Reilly, lleva
su propio nombre.

[^author]: In researching this essay, I tried to read all of O’Reilly’s
published writings: blog posts, essays, tweets. I read many of his
interviews and pored over the comments he left on blogs and news sites.
I watched all his talks on YouTube. But I decided against interviewing
him. First of all, I don’t believe in interviewing spin doctors: the
interviewer learns nothing new while the interviewee gets an
extraordinary opportunity to spin the story even before it’s published.
Second, my goal in writing this essay was not to profile O’Reilly. Of
course, I could have told you all about the wonderful jams—plum,
blackberry, raspberry, peach—that he likes to make in his spare time. I
left out such trivia on purpose, as my main interest has been O’Reilly
the thinker, not O’Reilly the human being. Serious thinkers can be
judged by their published output alone. Third, the only two emails that
I ever received from him hinted at his penchant for heavy-handed
manipulation of the media. The first email arrived long before I started
working on this essay. It was a complaint about something I had written
about him in the past, a throwaway line in a long essay—a complaint I
believe to be without merit. The second email came right after I
finished writing the first draft, which, by coincidence, happened to be
on the very day that O’Reilly and I had a brief but feisty exchange on
Twitter (he initiated it). In that second email, he offered to explain
all his positions to me face to face—an opportunity I turned down,
having just spent three months of my life reading his tweets, blog
posts, and essays. That said, I have no doubt that everything in this
essay will be meme-engineered against me.

[^autor]: Al hacer investigación para este ensayo, intenté leer todas
las publicaciones de O'Reilly: artículos en su blog, ensayos, _tweets_.
He leído muchas de sus entrevistas y comentarios que ha dejado en blogs
@@ -126,7 +100,7 @@ doctors_: la entrevistadora no aprende nada nuevo mientras la
entrevistada obtiene una oportunidad extraordinaria para darle un giro
\[spin\] a la historia incluso antes de ser publicada. En segundo
lugar, mi objetivo al escribir este ensayo no era hacer un perfil de
O'Reilly. Por supuerto, podría contar sobre las maravillosas mermeladas
O'Reilly. Por supuesto, podría contar sobre las maravillosas mermeladas
que hace en su tiempo libre --ciruela, frutos rojos, durazno. Dejé
fuera estas cosas a propósito, porque mi interés principal es O'Reilly
como pensador, no como ser humano. Las pensadoras serias pueden ser
@@ -552,11 +526,11 @@ libre como el paradigma actual. Seguramente hubo excepciones --como la
comunidad altamente política y legalista que trabaja en _Debian_, otro
sistema operativo-- pero fueron las que probaron la regla.

[^nube]: De hecho lo fueron, ver por ejemplo "[Libertad en la nube,
[^nube]: De hecho lo fueron, ver por ejemplo "Libertad en la nube,
Libertad del Software, Privacidad y Seguridad para la Web 2.0 y
Computación en la
Nube](https://endefensadelsl.org/libertad_en_la_nube.html)" de Eben
Moglen (nota de la traducción).
Computación en la Nube" de Eben Moglen
<https://endefensadelsl.org/libertad_en_la_nube.html> (nota de la
traducción).

Para maximizar el atractivo y la legitimidad de este nuevo paradigma,
O'Reilly tuvo que establecer el _open source_ como antecesor del
@@ -673,126 +647,64 @@ Internet". Cuando algo es promocionado tanto como cimiento y expresión
de algo más, la lógica subyacente a esa idea podría beneficiarse de un
poco más de rigor.

Contar una historia coherente sobre el _open source_ requirió encontrar
una lógica interna a la historia de Internet. O'Reilly estaba listo
para esta tarea. "Si me creen cuando digo que _open source_ se trata
sobre la colaboración permitida por Internet, en lugar de un estilo
particular de licenciamiento de software" [decía en el
2000](http://oreilly.com/tim/articles/paradigmshift_0504.html), "van a
ver los hilos que atan no solo proyectos _open source_ tradicionales,
sino tambien projectos colaborativos de redes computacionales como
_SETI@Home_, las críticas de usuarios en _Amazon.com_, las tecnologías
como el filtrado colaborativo, nuevas ideas sobre marketing como esas
expuestas en _The Cluetrain Manifesto_, weblogs y la forma en que los
foros de Internet pueden mover el mercado de valores". En otras
palabras, todo en Internet estaba conectado con todo lo demás, vía el
_open source_.


Telling a coherent story about open source required finding some inner
logic to the history of the Internet. O’Reilly was up to the task. “If
you believe me that open source is about Internet-enabled collaboration,
rather than just about a particular style of software license,” [he said
in 2000](http://oreilly.com/tim/articles/paradigmshift_0504.html),
“you’ll see the threads that tie together not just traditional open
source projects, but also collaborative ‘computing grid’ projects like
SETIAtHome, user reviews on Amazon.com, technologies like collaborative
filtering, new ideas about marketing such as those expressed in *The
Cluetrain Manifesto*, weblogs, and the way that Internet message boards
can now move the stock market.” In other words, everything on the
Internet was connected to everything else—via open source.

Contar una historia coherente sobre open source requiere encontrar
una logica interna a la historia de internet. O'Reilly estaba listo
para esta tarea. "Si me creen que open source se trata sobre colaboracion
permitida gracias a internet, en lugar de solo un estilo particular
de licencias de software"[el dijo en el 2000](http://oreilly.com/tim/articles/paradigmshift_0504.html),
"Van a ver los hilos que atan no solo proyectos open source
tradicionales, sino tambien projectos colaborativos de redes
computacionales como "SETIAtHome", criticas de usuarios en Amazon.com,
tecnologias como filtrado colaborativo, nuevas ideas sobre marketing
como esas expuestas en "The Cluetrain Manifesto", weblogs, y como
foros en internet pueden muever el mercado de acciones." En otras
palabras, todo en Internet estaba conectado con todo lo demas,
via open source.





The way O’Reilly saw it, many of the key developments of Internet
culture were already driven by what he called “open source behavior,”
even if such behavior was not codified in licenses. For example, the
fact that one could view the source code of a webpage right in one’s
browser has little to do with open source software, but it was part of
the same “openness” spirit that O’Reilly saw at work in the Internet. No
moralizing (let alone legislation) was needed; the Internet already
lived and breathed open source. What O’Reilly didn’t say is that, of
course, it didn’t have to be this way forever. Now that apps might be
displacing the browser, the openness once taken for granted is no more—a
contingency that licenses and morals could have easily prevented.
Openness as a happenstance of market conditions is a very different
beast from openness as a guaranteed product of laws.

De la forma en que O'Reilly lo vio, muchas de los principales
desarrollos en la cultura de internet fueron motivados por
lo que el llamo "conductas open source" incluso si estas conductas
no estuvieran codificadas en licencias. Por ejemplo, el hecho de que
uno podia ver el codigo fuente de una pagina web en el navegador, tiene
poco que ver con software open source, pero era parte del mismo espiritu de
"apertura" que O'Reilly vio en trabajo en Internet. Ninguna moralizacion
(ni hablar de legislacion) era necesaria; Internet ya vivia y respiraba
open source. Lo que O'Reilly no dijo es que, por supuesto, no tenia
que ser asi para siempre. Ahora que las aplicaciones estan desplazando
a los navegadores, la "apertura" que dabamos por sentada no esta mas-
una contingencia que licencias y moral podrian haber prevenido
facilmente.- la "apertura" como un accidente de las condiciones
de mercado es una bestia muy diferente que la apertura como un producto
garantizado por leyes.


One of the key consequences of linking the Internet to the world of open
source was to establish the primacy of the Internet as the new,
reinvented desktop—as the greatest, and perhaps ultimate, platform—for
hosting third-party services and applications. This is where the
now-forgotten language of “freedom” made a comeback, since it was
important to ensure that O’Reilly’s heroic Randian hacker-entrepreneurs
were allowed to roam freely. Soon this “freedom to innovate” morphed
into “Internet freedom,” so that what we are trying to preserve is the
innovative potential of the platform, regardless of the effects on
individual users.

Una de las consecuencias principales de conecar internet con el mundo
open source fue establecer la prioridad de internet como el nuevo y
reinventado escritorio - como la mas grande, inlcuso la máxima plataforma
para alojar servicios y aplicaciones de terceros. Acá es donde el ahora
olvidado lenguaje de "libertad" reaparece, dado que era importante
garantizar que los randianos y heroicos hackers-emprendedores de O'Reilly
pudieran deambular libremente. Pronto está "libertad para innovar" se
transformo en "libertad de internet" por lo que lo qu eestamos tratando
de preservar es el potencial innovativo de la plataforma, sin importar
el efecto en los usuarios individuales.

Stallman had on offer something far more precise and revolutionary: a
way to think about the freedoms of individual users in specific
contexts, as if the well-being of the mega-platform were of secondary
importance. But that vision never came to pass. Instead, public advocacy
efforts were channeled into preserving an abstract and reified
configuration of digital technologies—“the Internet”—so that Silicon
Valley could continue making money by hoovering up our private data.

Stallman tenia una oferta un poco mas precisa y revolucionaria: una forma
de pensar acerca de las libertades de los usuarios individuales en contextos
especificos, como si el bienestar de la mega-plataforma fuera secundario.
Pero esa visión nunca ocurrio. En su lugar, esfuerzos de apoyo publico
fueron conducidos hacia preservar una configuracion abstracta y reifiada de
tecnologias digitales -"La Internet"-de manera que Sillicon Valley pudiera
continuar haciendo dinero aspirando nuestra informacion privada.


Lumping everything under the label of “Internet freedom” did have some
advantages for those genuinely interested in promoting rights such as
freedom of expression—the religious fervor that many users feel about
the Internet has helped catalyze a lot of activist campaigns—but, by and
large, the concept also blunted our analytical ability to balance rights
against each other. Forced to choose between preserving the freedom of
the Internet or that of its users, we were supposed to choose the
former—because “the Internet” stood for progress and enlightenment.

Apostar todo en la etiqueta de "Libertad de Internet" tuvo sus ventajas
para aquellos genuinamente interesados en promover derechos como
libertad de expresión -el fervor religioso que muchos usuarios tienen
acerca de internet ayudo a catalizar muchas campañas activistas- pero,
el concepto tambien mitigo nuestra habilidad analitica de balancear
derechos entre ellos. Forzados a decidir entre preservar la libertad
de internet o aquella de sus usuarios, supuestamente tuvimos que elegir
la ultima- por que "Internet" significa progreso e iluminacion.
Como lo veía O'Reilly, muchos de los principales desarrollos de la
cultura de Internet estaban motivados por lo que llamó "comportamiento
_open source_", aun si esos comportamientos no estaban codificados en
licencias. Por ejemplo, el hecho de poder ver el código fuente de una
página web en el navegador, que poco tiene que ver con el software _open
source_, era para él parte del mismo espíritu de "apertura" que veía en
acción en Internet. Ninguna moralización (ni hablar de legislación) era
necesaria; Internet ya vivía y respiraba _open source_. Lo que no dijo
es que, por supuesto, no tenía que ser así por siempre. Ahora que las
aplicaciones están desplazando a los navegadores, la "apertura" que
dábamos por sentada no existe más --contingencia que las licencias y la
ética podrían haber prevenido fácilmente. La "apertura" como un
accidente de las condiciones de mercado es un animal muy diferente que
la apertura como producto de una garantía legal.

Una de las consecuencias principales de vincular Internet con el mundo
del _open source_ fue establecer la primacía de Internet como el nuevo y
reinventado escritorio --como la más grande, incluso la máxima,
plataforma para alojar servicios y aplicaciones de terceros. Acá es
donde el ahora olvidado lenguaje de "libertad" re-aparece, dado que era
importante garantizar que los randianos y heroicos hackers-emprendedores
de O'Reilly pudieran transitar libremente. Pronto esta "libertad para
innovar" se transformó en "libertad de Internet" donde lo que estamos
tratando de preservar es el potencial innovativo de la plataforma, sin
importar el efecto en las usuarias individuales.

Stallman tenía una oferta mucho más precisa y revolucionaria: una forma
de pensar acerca de las libertades de las usuarias individuales en
contextos específicos, como si el bienestar de la mega-plataforma fuera
secundario. Pero esa visión nunca ocurrió. En su lugar, la militancia
pública fue canalizada hacia preservar una configuración abstracta y
reificada de las tecnologías digitales --"la Internet"-- de manera que
_Silicon Valley_ pudiera continuar haciendo dinero aspirando nuestra
información privada.

Amontonar todo en la etiqueta "libertad de Internet" tuvo sus ventajas
para aquellas genuinamente interesadas en promover derechos como la
libertad de expresión --el fervor religioso que muchas usuarias tienen
acerca de Internet ayudó a catalizar muchas campañas activistas-- pero
el concepto también despuntó nuestra habilidad analítica para lograr un
balance de derechos. Forzadas a decidir entre preservar la libertad de
Internet o la de sus usuarias, se esperaba que eligiéramos la última
--porque "la Internet" significa progreso e iluminación.


<span class="dropcap">I</span>n the late 1990s, O’Reilly began
@@ -810,21 +722,20 @@ its essential component, O’Reilly sought to reassure those who hadn’t
joined the movement of their pivotal role in the future of computing, if
not all human progress.


<span class="dropcap">A</span> finales de los '90, O’Reilly comenzo
a celebrar “infoware” como la proxima[gran cosa](http://oreilly.com/catalog/opensources/book/tim.html)
despues de "hardware" y "software". Su premisa fue que las compañias
de Internet como Yahoo y E-trade no estaban en el negocio del software
si no que en el negocio de "infoware". Su funcionalidad era basante
basica -Permiten a los clientes comprar o mirar algo en un mapa- por
lo que su propuesta de valor yace en en la informacion que entregan,
no en las funciones del software que ejecutan. Todos esos sofisticados
servicios de internet que hacen posible que exista "infoware" fueron
pegados entre ellos con software open source. Mostrando que infoware
era el futuro y que el software open source era su componente esencial,
O'Reilly buscó reasegurar a aquellos que todavia no se habian sumado
al movimiento su rol pivotal en el futuro de la computacion, incluso
de todo el progreso humano.
A finales de los '90, O’Reilly comenzo a celebrar “infoware” como la
proxima[gran cosa](http://oreilly.com/catalog/opensources/book/tim.html)
despues de "hardware" y "software". Su premisa fue que las compañias de
Internet como Yahoo y E-trade no estaban en el negocio del software si
no que en el negocio de "infoware". Su funcionalidad era basante basica
-Permiten a los clientes comprar o mirar algo en un mapa- por lo que su
propuesta de valor yace en en la informacion que entregan, no en las
funciones del software que ejecutan. Todos esos sofisticados servicios
de internet que hacen posible que exista "infoware" fueron pegados entre
ellos con software open source. Mostrando que infoware era el futuro y
que el software open source era su componente esencial, O'Reilly buscó
reasegurar a aquellos que todavia no se habian sumado al movimiento su
rol pivotal en el futuro de la computacion, incluso de todo el progreso
humano.



0 comments on commit af36711

Please sign in to comment.